HOME . QUIENES SOMOS . CIRUGÍA LÁSER . EXÁMENES . TECNOLOGÍA . FAQ . CONTACTO
 




Corrección de la miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia con láser. De acuerdo a la forma y problema refractivo, los tratamientos a realizarse pueden ser:

LASIK:
Sigla de Láser In situ Keratomileusis (Keratomileusis Asistida con Láser).


Esta técnica se efectúa con dos instrumentos fundamentales: el Microquerátomo y el Láser Excimer. El primero es un instrumento muy preciso que consta de un anillo de succión, sobre el cual se acopla una pieza de mano que contiene la hoja que realizará en forma automática el corte de la tapa o flap corneal. Esto se denomina Keratomileusis. Luego se aplica el Láser en el interior de la cornea, detrás del flap realizado. Este es el método más utilizado en la actualidad. 

Es un procedimiento ambulatorio de 10 minutos de duración (si se operan ambos ojos) realizado bajos el efecto de anestesia tópica (gotas anestésicas) el paciente no requiere hospitalización, el efecto de las  gotas es local y no produce efectos secundarios. 

LASIK utiliza un láser Excimer (un láser de 193 nn. de longitud de onda) para remover con precisión el tejido cornial con el fin de corregir la forma y lograr un mejor enfoque. El Excimer Laser delicadamente modifica la forma anterior de la córnea retirando pequeñas cantidades de tejido (menos que el grueso de un cabello).



FEMTOLASIK

La técnica Femtolasik combina dos láseres diferentes - Femtosegundo y Excimer Láser - con el objetivo de aportar seguridad, precisión y menor porcentaje de complicaciones al momento de realizar el flap a la hora de corregir defectos refractivos.

PASO 1: LÁSER FEMTOSEGUNDO WAVELIGTH FS200
• Se encarga de preparar el flap (separación de una fina capa de tejido corneal)
• Total seguridad y precisión

PASO 2: EXCIMER LÁSER NIDEK QUEST
• Se encarga de corregir el defecto refractivo (miopía, astigmatismo e hipermetropía)
• Seguridad y rapidez para la corrección de dioptrías

PRK – Keratectomía Foto refractiva

El PRK, o por sus siglas en Inglés keratectomía foto refractiva, fue inventada a principio de la década de los ’80. En 1995 fue aprobada por la FDA como la técnica laser segura para la corrección de problemas  refractivos como  la miopía, hipermetropía y astigmatismo.

Su ventaja sobre otras formas de cirugía ocular con láser es que es adecuado para las personas con córneas delgadas.

El PRK, a diferencia del LASIK, no crea un flap sino se remueve la capa superficial de la cornea (Epitelio Corneal) y el tratamiento con láser Excimer se aplica sobre la córnea del tejido subyacente (el estroma). La cicatrización posterior a este procedimiento tarda unos 5 días.

 



1. Anestesia y limpieza
El ojo es anestesiado mediante gotas que se aplican varios minutos antes del ingreso a cirugía. La cara y los párpados son lavados con soluciones desinfectantes y luego se ingresa al paciente a la sala de cirugía.



2. Levantamiento de la córnea
Una vez preparado el paciente se le colocan unos separadores muy delicados en los párpados y a continuación mediante un microquerátomo se levanta una delgadísima capa de cornea bajo la cual se aplica el rayo láser, que va a modificar la forma de la cornea y corregir el defecto.



3. Aplicación del láser
Sobre el estroma corneal se aplica el láser excimer.



4. Reacomodamiento de la capa de córnea
Al terminar el tratamiento con el láser, la capa de cornea es devuelta a su lugar donde se ajusta sin necesidad de colocar suturas.